La historia de FESPA

¿Cuándo y por qué se fundó FESPA?

La Convención en Copenhague, Dinamarca, 9-14 de mayo de 1961 

Esta es una de las fechas más importantes de la historia de FESPA, ya que fue en la que se tomó la decisión de crear una Federación de Asociaciones de Serigrafiado Europeas independiente. Los extractos de los discursos de esa época ofrecen una imagen clara de las intenciones y la motivación detrás de esta decisión. La convención organizada por la asociación danesa, presidida por Bjarne Dahl, atrajo a más de 300 delegados, muchos de los cuales acudieron acompañados de sus esposas. No solo se contó con representación de los países de Europa occidental, sino también de fuera de Europa, EE. UU., Canadá y Argentina.

Los siguientes extractos del discurso de bienvenida dado por Bjarne Dahl, presidente de la Asociación danesa de serigrafiado, muestran claramente la importancia de esta convención, de la cual surgió FESPA: «Durante la infancia del serigrafiado, no existía ningún tipo de cooperación entre aquellos que, de una u otra manera, habían logrado hacerse con los conocimientos sobre las técnicas y los guardaban con gran recelo; a pesar de ello, el serigrafiado fue extendiéndose de un país a otro, aun cuando ciertos secretos acerca de las técnicas únicamente se facilitaban tras el pago de unos elevados derechos de licencia.

Los proveedores de materiales para serigrafiado pronto se dieron cuenta de que su facturación dependía del número de personas que utilizara este procedimiento, y algunos de ellos se hicieron cargo de la tarea de enseñar las técnicas, a cambio de lo cual exigían unos derechos de suministro exclusivos. Esta fue una de las razones por las cuales, en algunos países, los usuarios decidieron crear organizaciones comerciales para velar por los intereses del comercio y organizar una formación uniforme y adecuada.

Sin embargo, debemos mucho a nuestros proveedores, y la impresionante exposición que aquí se celebra, así como nuestras reuniones técnicas, demuestran que nuestros proveedores creen en el futuro en expansión del serigrafiado. Con el enorme incremento de los viajes desde la última guerra, los profesionales del serigrafiado de todo el mundo han estado estableciendo contactos personales e intercambiando experiencias e ideas. Esta Quinta Convención SPPAEuropea hoy en Copenhague es una oportunidad magnífica de reunirnos».

Bob Levisson, presidente en aquel momento de la SPPA, explicó los motivos de una FESPA independiente en un artículo que escribió para las Screen Printing & Display News en abril de 1961. Los siguientes son algunos de los fragmentos relevantes: «Uno de los principales objetivos de la sección europea era la organización de las convenciones de impresión serigráfica en Europa.

Sin embargo, pronto se vio que esas convenciones no podían restringirse únicamente a los miembros de la sección europea, ya que otros miembros del sector querían formar parte de esta, y nosotros les animamos a unirse a nosotros. Esta evolución nos hizo pensar. Concluimos que para el impresor serigráfico, del país europeo que fuera, su organización nacional era, por supuesto, más importante que la SPPA.

Una segunda conclusión fue la necesidad urgente de traducir los artículos técnicos del inglés en el que se habían redactado. La conclusión es que cualquier impresor serigráfico debería pertenecer en primer lugar a su propia organización nacional. Las diversas organizaciones nacionales deberían unirse luego (manteniendo su independencia nacional completa) para formar una Federación de Asociaciones Europeas de Serigrafiado. Dicha federación debería estar afiliada a la SPPA americana, y aquellos que desearan seguir formando parte de esta, podrían seguir haciéndolo. Esta nueva federación estará en mejor posición de organizar convenciones europeas y, a través de sus propias asociaciones, actuar como centro de distribución de información técnica a todos los impresores serigráficos de Europa».

La Convención de Copenhague no solo colocó los cimientos para la FESPA, sino que también fijó un estándar para los congresos y exposiciones en el futuro. El programa era excelente. Las charlas dadas por un grupo de oradores internacionales trataron temas que no han perdido relevancia en la actualidad.

La exposición contó con el apoyo de fabricantes y proveedores, algunos de los cuales se han convertido en líderes del mercado internacional de maquinaria y suministros para el serigrafiado. Como apunte histórico, fue en esta convención en la que se presentaron por primera vez la impresora semiautomática Svecia y la máquina McCormick Super Cylinder, dos desarrollos que revolucionaron la productividad de la impresión serigráfica. Un programa social completo y atractivo derribó las barreras del lenguaje y creó amistades y cooperaciones que han sido el sello distintivo de FESPA desde entonces.

Fundación de FESPA en Hamburgo, septiembre de 1962 

Tras la Convención de Copenhague se creó un Comité directivo y se hicieron rápidos avances en los anteproyectos de las normas y los objetivos de la nueva organización. Se produjeron algunas diferencias de opinión relativas a la afiliación, sobre si esta debería ser a nivel individual o de asociaciones nacionales. La asociación británica DPSPA, representada por una delegación dirigida por Roy Foster y Ashford Down, defendió su opinión de que debía ser esencialmente una federación de asociaciones nacionales, que solo una asociación debía representar a cada país y que una afiliación individual solo podría aceptarse en aquellos casos en los que no existiera ninguna asociación nacional.

También hubo consenso acerca de que la nueva organización no debía ser dependiente de o estar en ningún modo bajo el control de la SPPA americana. Este punto también se aceptó, pero hasta el día de hoy se ha mantenido la representación de FESPA en el Comité internacional de la asociación americana (SGIA). Durante muchos años, el presidente de la asociación americana siguió acudiendo a las reuniones de FESPA, aunque sin derecho a voto.

No todos los antiguos miembros de la sección europea de la SPPA aceptaron estos cambios y algunos, como Paul Sprinzel, quien había sido muy activo en la sección, nunca se unieron a su asociación nacional correspondiente y continuaron como miembros individuales de la SPPA. Son muchos los impresores serigráficos en Europa con afiliación tanto a su asociación nacional como a la actual SGIA.

R Levisson (Países Bajos) fue nombrado el primer presidente, con E Baron (Francia), J Floyd (Reino Unido) y E Meissner (Alemania) como vicepresidentes. Las asociaciones fundadoras estuvieron representadas por Bob Levisson (Países Bajos), John Floyd y Roy Foster (Reino Unido), Poldi Domberger y Eddy Meissner (Alemania), E Baron y Michel Caza (Francia) Bjšrg Hemberg (Suecia), Bjarne Dahl (Dinamarca) Christian Brynildsen y Edgar Hartvedt (Noruega), Carlo Frassinelli (Italia). El primer Secretario General fue N Schenkman (Países Bajos)

La Federación se constituyó como una asociación de derecho neerlandés y su dirección era la de la Asociación de impresión holandesa, la KVGO.

Los objetivos de la Federación se describieron como «el intercambio de conocimientos sobre el serigrafiado, el establecimiento de cooperaciones cercanas entre los impresores de serigrafiado y los proveedores, y la promoción de la impresión serigráfica en Europa». Estos objetivos siguen siendo los mismos a día de hoy. El Consejo de FESPA incluyó a delegados de las asociaciones nacionales afiliadas, con un delegado con derecho a voto por cada cien miembros. Por lo general, el Consejo se reunía una vez al año. La administración diaria era responsabilidad de la «Oficina», compuesta por el presidente, tres vicepresidentes y el secretario general.

Descargar la infografía "50 Años de FESPA"

Problemas en los primeros años

Fueron numerosas las dificultades en los primeros años. En aquella época no se había adoptado el inglés de forma universal para las reuniones, y la mayoría de delegados lo hablaba y entendía muy poco. En consecuencia, las reuniones a menudo se alargaban mucho y requerían una interpretación constante de Bob Levisson y la secretaria Becky de Die, que eran multilingües.

Las diferentes culturas y actitudes nacionales también resultaban difíciles de entender y aceptar algunas veces. En diversas ocasiones, las asociaciones británica y francesa amenazaron con abandonar la FESPA porque no veían ninguna ventaja y consideraban excesivo el coste de las cuotas de afiliación. Solo la pericia de Bob Levisson logró que FESPA pudiera seguir desarrollándose y prosperar.

1962 - 1975 Desarrollo de las actividades de FESPA 

Es destacable que con un presupuesto de no más de 40 000 florines holandeses anuales se pudiera lograr tanto, sobre todo gracias a los esfuerzos personales de los miembros individuales de la Oficina y del Consejo. La difusión de la información técnica y comercial, y el desarrollo de contactos comerciales y sociales entre los miembros de varias asociaciones nacionales conformaban las prioridades y se lograron de las siguientes maneras:

* Celebración cada dos años de seminarios técnicos internacionales en distintos países con interpretación simultánea a tres o cuatro idiomas. Se organizaron giras de estudio con visitas a los impresores y los fabricantes, rotando por los distintos países. Estas demostraron ser de gran valor y obtuvieron un gran respaldo.

Los altos niveles de limpieza en las fábricas conseguidos en los países escandinavos «abrieron los ojos» a muchos de los visitantes cuyos estándares estaban muy por debajo de este nivel. Hubo una notable voluntad de divulgar información técnica y comercial de esta manera, lo que sin duda alguna fue uno de los factores más importantes para el rápido desarrollo de la impresión serigráfica.

* El Directorio de afiliados de FESPA, que recogía las direcciones de todos los miembros de las asociaciones de FESPA, fue una importante fuente de información para permitir a los impresores serigráficos en Europa ponerse en contacto entre sí, y se le dio mucho uso. A menudo, durante las visitas de negocios o vacaciones, los miembros aprovechaban la oportunidad de establecer contactos comerciales, los cuales resultaron en muchos casos en un valioso intercambio de información técnica. El directorio se financiaba con publicidad y se actualizó con carácter anual hasta comienzos de los años 80, cuando dejó de utilizarse.

* El directorio de términos de la impresión serigráfica fue un proyecto dirigido por el danés Bjarne Dahl. Fueron muchas las horas de arduo trabajo invertidas en busca de la traducción correcta al inglés, alemán, francés, holandés e italiano de los términos técnicos del sector. Sin embargo, fue un trabajo que mereció la pena, ya que el resultado, el directorio de términos de la impresión serigráfica con referencias cruzadas en los cinco idiomas, se publicó por fin en 1968. La ESMA ha actualizado y mejorado el directorio recientemente, y las asociaciones nacionales lo han ampliado para incluir otros idiomas como el español y el húngaro.

Exhibiciones de FESPA

París 1963 fue el lugar elegido para la primera exposición de FESPA organizada por la asociación francesa. En esa época reinaba una gran actividad entre los fabricantes de maquinaria de desarrollo de máquinas nuevas de impresión serigráfica para lograr una mayor productividad y un registro más consistente. Las bellas artes y la serigrafía seguían despertando un gran interés y los visitantes se marchaban encantados de la exposición con muestras de pósteres de este trabajo.

Zúrich 1966 fue el siguiente evento celebrado, y en ese momento las exposiciones de FESPA ya habían comenzado a adquirir mayores dimensiones y un carácter más internacional. Cada día de la exposición iba acompañado de una conferencia técnica con unas cifras de asistencia muy positivas. Los pabellones de la exposición de Olimpia en Londres se convirtieron en la sede de FESPA 1968. Por primera vez, la organización corrió a cargo de una empresa profesional, Batiste, y no de la asociación nacional.

Las casetas de exposición siguieron ampliando su tamaño, y el primer piso de los pabellones se dedicó principalmente a los impresores serigráficos del Reino Unido, que presentaron muestras impresionantes de obras de serigrafiado. Fue mucho el interés en las obras de cuatro semitonos que una o dos empresas habían empezado a desarrollar... ¡un nuevo avance para la serigrafía! El momento divertido corrió a cargo del presidente alemán de FESPA, Eddy Meissner, cuando ¡«saludó» ante la muy británica «Brigada de guardas» que marcharon como principal entretenimiento del evento!

La exposición continuó creciendo en la FESPA de 1970 en Hamburgo y también en la de 1973 en Ámsterdam, atrayendo a un número cada vez mayor de delegados no solo de Europa, sino también de EE. UU., Japón, Australia y Sudáfrica.

Milán 1975 fue casi un desastre. De acuerdo con su política de rotar las exposiciones de un país a otro en Europa, la Oficina de FESPA había aceptado desplazarse a Milán para la siguiente exposición. Se produjeron importantes problemas. A pesar de la gran contribución personal del representante de Italia, Carlo Frassinelli, no recibió el apoyo de una asociación unida y resultó evidente que no habría respaldo local de la organización.

Muchos fabricantes y proveedores alemanes consideraban que una exposición en Italia no merecía la pena porque los mercados allí estaban predominantemente dominados por sólidos fabricantes italianos y rechazaron participar en un principio. Al final se logró un compromiso, pero la presencia de algunas empresas alemanas y suizas fue mucho menor que en el pasado.

A fin de solucionar el problema de organización, Harold Schneider de Batiste Publications, que había planificado con éxito la exposición de 1968 en Londres, se presentó voluntario para asumir la responsabilidad y al final Milán logró un mayor éxito que el esperado desde el punto de vista del número de participantes.

Sin embargo, la asistencia fue reducida debido a una huelga de aerolíneas y las huelgas nacionales que tuvieron lugar en Italia en aquella época, que afectaron notablemente al servicio en los hoteles. Con solo 48 horas de antelación, se tuvo que trasladar a los huéspedes de la cena de gala en autocar 30 kilómetros a Suiza para poder continuar el evento... ¡un triunfo de las capacidades organizativas de Harold Schneider! Sin embargo, 1975 dio lugar a una política muy distinta para las exposiciones de FESPA en el futuro.

1975 - 1990 Años de progreso constante

Bajo la sólida presidencia de Eddy Meissner entre 1968 y 1975, asistido por las excelentes capacidades diplomáticas y de secretaría de Becky de Die, la Secretaria General, la FESPA maduró para convertirse en una federación profesional con un evento principal en forma de congreso, gira de estudio o exposición celebrados cada año.

Sin embargo, los problemas de la exposición de Milán 1975 fueron muy criticados por los participantes y, en una turbulenta reunión de los proveedores el año siguiente, se recomendó encarecidamente a la FESPA que dejara de rotar la exposición por Europa a lugares en los que no contara con un apoyo absoluto y ampliara la frecuencia a cada cuatro años para conseguir una alternancia de dos años entre FESPA y DRUPA. Con el acuerdo de la Junta de la FESPA, se constituyó un Comité de proveedores bajo la presidencia de Tom Kirk (Sericol), quien más adelante fue sucedido por Walter Frick (Marabu).

Este comité trabajó mano a mano con FESPA en la planificación de las siguientes exposiciones y desempeñó un papel muy importante en la fundación de ESMA en 1990. Se acordó que la siguiente exposición de FESPA regresara a Ámsterdam, donde había logrado un gran éxito en el año 1973, y esto dio lugar a que se celebraran allí de forma sucesiva cuatro exposiciones, en 1979, 1984, 1988 y 1992.

Ámsterdam era un destino popular tanto para los participantes como para los visitantes debido a las atracciones de la ciudad y los campos de tulipanes en primavera, que coincidían con la celebración de la exposición. La eficiencia y las habilidades lingüísticas de los holandeses constituyeron asimismo un factor importante. El apoyo de la asociación de impresión serigráfica holandesa fue enorme, con un comité de exposiciones especial presidido por Ivo Back (presidente de FESPA de 1979 a 1984), muy meticuloso en lo que a la organización se refiere.

Durante este período, el tamaño de las casetas de exposición creció de 9,000 m2 a más de 20 000 m2 y el número de visitantes aumentó de 15 000 a 25 000. La exposición FESPA había logrado su objetivo de convertirse en el evento de impresión serigráfica más grande e importante a nivel internacional. 

Sin embargo, otros eventos de FESPA empezaron a decaer. Los seminarios técnicos durante las exposiciones de FESPA se suspendieron para garantizar que los visitantes se concentraran en las casetas de exposición. El aumento de los conocimientos técnicos y el número cada vez mayor de seminarios organizados a nivel nacional también redujeron la asistencia a los seminarios internacionales. El último se celebró en Santa Margarita (Italia) en 1987.

La asistencia a las giras de estudio disminuyó por los mismos motivos. Una serie de importantes empresas de serigrafiado celebraron sus propios acuerdos para realizar giras a empresas seleccionadas con visitas personales, y también las asociaciones de miembros organizaron giras de estudio a nivel nacional.

No obstante, se celebró una última gira de estudio organizada por Michael Domberger durante su período como presidente titulada «Horizontes más amplios de la impresión serigráfica», que presentó a algunos delegados algunas aplicaciones muy concretas de la impresión serigráfica en Suiza como, por ejemplo, la decoración de confitería y la impresión de relojes suizos. Fue un éxito absoluto.

La organización de FESPA tenía un problema con el futuro del secretariado, principalmente debido a la falta de fondos. Becky de Die, que había servido a la FESPA tan bien durante casi 15 años como Secretaria General, falleció en 1977. La sucedió brevemente Jan van de Hšrst y luego, en 1978, Bob de Ruijter, que en ese momento era secretario de la sección de impresión serigráfica de los maestros impresores holandeses, la KVGO. Sin embargo, la FESPA pronto tuvo que hacer frente a la decisión de la KVGO de no poder seguir asumiendo el coste de un secretariado para la FESPA como había hecho en el pasado. Se trataron y rechazaron varias soluciones.

Al final se logró llegar a un acuerdo en abril de 1981 para trasladar el secretariado a Londres a la Asociación Internacional de Maestros Impresores (IMPA), donde había una organización profesional dirigida por Geoffrey Wilson, con excelentes habilidades lingüísticas y experiencia de trabajo con las asociaciones de maestros impresores en Europa.

Esta resultó ser una solución excelente con unos costes relativamente bajos. El nuevo secretariado organizó con éxito una serie de eventos y ayudó a preparar la exposición FESPA '84 en Ámsterdam. Sin embargo, la oficina de la IMPA se trasladó en 1984 a Bruselas, donde se convirtió en Intergraf, con responsabilidad de representar a sus miembros en la UE. Aunque Intergraf siguió cubriendo las necesidades de secretariado de FESPA, se redujo notablemente la disponibilidad del personal dedicado a esas necesidades, y los costes en Bruselas eran mucho más altos que en Londres.

En 1989, los fondos disponibles de FESPA solo podían ser adquiridos por Intergraf durante un período muy breve, y no eran suficientes para cumplir con el programa completo de actividades de FESPA, incluida la edición de la revista de FESPA, lanzada ese mismo año. Cuando se supo que Derek Down, miembro desde hacía mucho tiempo de la Junta de FESPA, iba a abandonar la industria tras la compra de su empresa matriz, Michael Domberger le abordó para que asumiera el puesto de Secretario General de FESPA y, después del acuerdo tomado por la Asamblea General de FESPA, aceptó el cargo y los documentos y archivos de FESPA se trasladaron de Bruselas a una nueva oficina en Reigate, Surrey, en diciembre de 1989.

1990 - 2002 Nuevos desafíos... Nuevas oportunidades...

Con el nombramiento, por primera vez, a comienzos de 1990 de un secretariado a tiempo completo para la FESPA ocupado por Derek Down (Secretario General) y Joy Allson, también pasó a ser posible el desarrollo de nuevos programas. Uno de estos fue la revista de FESPA, lanzada en 1989 por Michael Domberger con la visión de que cada miembro de FESPA tuviera su propia copia para estar al día de los desarrollos en otras asociaciones, además de las actividades de FESPA. Derek Down aceptó encargarse de la edición como una de sus numerosas tareas. La revista se publicaba dos veces al año en inglés, alemán y francés (a los cuales se añadió el español más adelante).

Los ingresos por publicidad no eran suficientes para cubrir los costes de producción, y hasta 1993, cada edición supuso unas pérdidas importantes. A fin de solucionar este problema, se reclutó a Nigel Steffens para formar parte del secretariado en calidad de gerente de publicidad en enero de 1993, quien logró que la revista pasara a ser rentable.

Sus responsabilidades incrementaron para incluir la organización de seminarios y «Mini FESPA». En enero de 2000, como parte del plan de jubilación por fases de Derek Down, se nombró a Nigel Steffens Secretario General para sustituirlo, en el entendimiento de que Derek Down seguiría conservando algunas tareas en la FESPA, entre ellas la edición de la revista hasta diciembre de 2002.

La reunión anual de secretarios 

En la Asamblea General de la FESPA en 1989, las representaciones de los países escandinavos apelaron por tener una mayor participación en la FESPA. En respuesta a esto, a partir de 1990 el Secretario General empezó a organizar reuniones anuales de los secretarios de las asociaciones. Estas reuniones han sido muy valiosas a la hora de establecer cooperaciones entre las asociaciones de miembros y presentar temas importantes a la Junta de FESPA y la Asamblea General.

ESMA, la asociación europea de fabricantes del sector de la impresión serigráfica

Esta organización se fundó en verano de 1990 con el objetivo inicial de ser una organización totalmente independiente encargada de tratar aspectos importantes comunes a los fabricantes y proveedores del sector de la impresión serigráfica en Europa. No obstante, bajo el liderazgo de Walter Frick, de Marabu, presidente en ese momento del Comité de proveedores, se acordó que ESMA, al tiempo que permanecía independiente, pasaría a formar parte de FESPA con una asistencia sin derecho a voto a las reuniones de la junta de FESPA, así como miembro con pleno derecho a voto en la Asamblea General de FESPA.

A fin de seguir apoyando la comunicación entre FESPA y ESMA, Derek Down aceptó la responsabilidad adicional de ser el Secretario General de ESMA. El apoyo resultante proporcionado a FESPA para la revista, los «Mini FESPA», los seminarios y las exposiciones de FESPA se sumó al éxito de esas actividades.

Afiliación de los países de Europa Oriental

 La caída del «telón de acero del comunismo» en otoño de 1989 permitió por primera vez una comunicación libre entre los países de Europa Central y Oriental. La serigrafía había seguido activa bajo el régimen comunista, sobre todo en el sector textil e industrias como la fabricación de vidrio, cerámica y electrónica. Los proveedores de Europa Occidental de productos de serigrafía negociaban siempre a través de agencias gubernamentales. Surgió un nuevo interés en esos países de experimentar el potencial que habían visto en Europa Occidental, sobre todo en los productos publicitarios.

Checoslovaquia, que había sido miembro de FESPA durante un breve período de tiempo en los años 60 antes de quedar bajo dominio comunista, fue el primer país en volver a unirse, seguido de Hungría, Polonia, Rumanía, Bulgaria, Rusia (Moscú), Croacia, Eslovenia, Yugoslavia y Turquía. La afiliación de Checoslovaquia se dividió posteriormente en Eslovaquia y la República Checa. De este modo, el número de miembros de FESPA aumentó en un período de doce años de 14 a 26 naciones, y asciende en la actualidad a 27, con las uniones más recientes de los Estados Bálticos Unidos en 2005.

FESPA proporcionó ayuda directa a estos miembros nuevos a través de una serie de «Mini FESPA». Se trata de un concepto propuesto por Michael Domberger y adoptado con buenos resultados por los presidentes Lascelle Barrow y Michel Caza. Estos incluyeron casetas de información sobre productos y un seminario de dos días de duración en Hungría, Polonia, la República Checa y Eslovenia.

ESMA respaldó decididamente estos eventos, a los que asistió una representación de sus miembros en estos países Estos programas trajeron consigo ventajas financieras y de afiliación a los países en los que se celebraron. Además, FESPA ofreció más ayuda para la formación, un requisito prioritario para los países de Europa Oriental mediante la financiación de instructores de Europa Occidental encargados de celebrar los seminarios de formación.

El desafío digital 

En los años 90 la tecnología digital revolucionó el mundo de muchas maneras. Para la industria de la impresión, esto se hizo notar en un comienzo en la fase de preimpresión, en la que las obras llegaban ahora casi exclusivamente en formato digital. En la exposición FESPA '96 se celebraron dos seminarios en los que se presentaron a los impresores serigráficos los retos y las oportunidades de la tecnología digital. En los cuatro años siguientes, siguieron una serie de seminarios diseñados para garantizar que los impresores serigráficos estuvieran bien preparados para los cambios que inevitablemente iban a ocurrir.

Exposiciones de FESPA 

Tras otra exposición de éxito en Ámsterdam en 1992, FESPA pretendía regresar a la ciudad en 1996 recurriendo a los servicios de un organizador independiente. Sin embargo, no fue posible lograr un acuerdo con la organización RAI en Ámsterdam y, en consecuencia, se decidió trasladar la exposición a Lyon (Francia), con la ventaja de atraer a nuevos visitantes de los mercados de impresión serigráfica en rápida evolución de Francia, España y Portugal. A pesar de la preocupación de los participantes, resultó ser un evento de gran éxito, con una elevada asistencia de visitantes y un gran interés en las empresas digitales que se presentaban en FESMA por primera vez.

En las siguientes exposiciones en Múnich 1999, Madrid 2002, de nuevo Múnich en 2005 y Berlín en 2007, el porcentaje de exposición de las empresas digitales continuó creciendo, y se espera que esta tendencia se mantenga en el futuro.

En la actualidad, FESPA se ha convertido en un organizador internacional de exposiciones tras el lanzamiento de un show en India en 2005, que se repitió en 2007 y luego con un tercero en 2009. En 2008 también lanzamos un show en Bangkok: FESPA Asia-Pacífico. En ese año también vio la luz el primer show FESPA celebrado en México, seguido de otro en agosto de 2009. Estos se suman a la primera Exposición Digital FESPA (celebrada en Ámsterdam en 2006), con otra que se celebrará en Ginebra en 2008 y una tercera en Ámsterdam en 2009. El siguiente show exclusivamente digital tuvo lugar en Hamburgo en 2011.

Concluimos esta breve historia de FESPA destacando los humildes orígenes de una organización que ha logrado establecerse de forma sólida e influyente en la actualidad. Esto se debe a la visión y la iniciativa de los «padres fundadores», que se han mantenido a lo largo de las sucesivas presidencias. No debe subestimarse tampoco la contribución de las asociaciones nacionales y ESMA, ya que su apoyo e interés mostrados han permitido que la Junta de FESPA permaneciera siempre alerta para crear nuevas iniciativas a fin de ampliar los objetivos de FESPA.

Apéndice

Presidentes de FESPA 1962 - 2002

R Levisson (Países Bajos) 1962 - 1968

E Meissner (Alemania) 1968 - 1975

W Rayment (Reino Unido) 1975 - 1979

I Back (Países Bajos) 1979 - 1984

D Down (Reino Unido) 1984 - 1988

M Domberger (Alemania) 1988 - 1992

L Barrow (Reino Unido) 1992 - 1996

M Caza (Francia) 1996 - 1999

C van den Berg (Países Bajos) 1999 - 2000

M Caza (Francia) 2000 - 2002

Ricardo Rodriguez Delgado (España) 2002 - 2005

Hellmuth Frey (Alemania) 2005 - 2007

Anders Nilsson (Suecia) 2007 -

Secretarios Generales de FESPA

N Schenkman (Países Bajos) 1962 - 1963

B de Die (Países Bajos) 1963 - 1977

J van de Hšrst (Países Bajos) 1977 - 1978

R de Ruijter (Países Bajos) 1978 - 1981

G Wilson (Reino Unido/Bélgica) 1981 - 1989

D Down (Reino Unido) 1989 - 1999

N Steffens (Reino Unido) 2000 - 2013

S Holt (Reino Unido) 2014 -

Galardonados con el premio FESPA Merit Award

Por sus servicios destacados al sector de la impresión serigráfica o a FESPA

I Back (Países Bajos)

W Frick (Alemania)

E Hartfeld Johansson (Suecia)

R Levisson (Países Bajos)

J Peters (Bélgica)

D Down (Reino Unido)

E Hartvedt (Noruega)

M Caza (Francia)

Exposiciones de FESPA

1963 París

1966 Zúrich

1968 Londres

1970 Hamburgo

1973 Ámsterdam

1975 Milán

1979 Ámsterdam

1984 Ámsterdam

1988 Ámsterdam

1992 Ámsterdam

1996 Lyon

1999 Múnich

2002 Madrid

2005 Múnich

2007 Berlín

2010 Múnich

2005, 2007 y 2009 FESPA India

2008 y 2009 FESPA México

2006 y 2009 FESPA Digital Ámsterdam

2008 FESPA Digital Ginebra

2011 FESPA Digital Hamburgo

2008 FESPA Asia-Pacífico

FESPA Exhibitions


1963 Paris
1966 Zurich
1968 London
1970 Hamburg
1973 Amsterdam
1975 Milan
1979 Amsterdam
1984 Amsterdam
1988 Amsterdam
1992 Amsterdam
1996 Lyon
1999 Munich
2002 Madrid
2005 Munich
2007 Berlin 
2010 Munich

FESPA World Magazine

FESPA World Magazine, impresa hasta 2010, englobaba los procesos europeos de serigrafiado, gran formato digital, impresión tampográfica y similares, y nuestros miembros, los impresores comerciales e industriales de toda Europa, asociados a FESPA para dar voz al mundo de la impresión. Nuestra gente nos importa.